Gonzalo Polanco, Director  Centro de Estudios Tributarios, Facultad de Economía y Negocios, Universidad de Chile, Cambio 21

Eliodoro Matte Larraín dijo que la medida obligará a la compañía a revisar su plan de inversiones. Además afirmó que la idea del gobierno sobre la capacidad de endeudamiento de grandes empresas no es lo que se piensa en realidad.

Eliodoro Matte Larraín, presidente del directorio de Empresas CMPC, afirmó que la reforma tributaria impulsada por el Gobierno de Michelle Bachelet obligará a la compañía a revisar su plan de inversiones.

"Gran parte de la inversión que ha hecho la compañía ha sido financiada con la reinversión de utilidades y estos incentivos acabarán si se aprueba la reforma tributaria", lo que obligará a "recurrir a un mayor endeudamiento para financiar inversiones futuras", dijo Matte a la prensa al término de una junta de accionistas de CMPC.

Con la reforma "el flujo de caja nos va a bajar. Estamos copados en cuanto a la necesidad de endeudamiento y hay una presión por repartir mayor cantidad de dividendos, porque se acaban los estímulos a la inversión", explicó.

"¿Qué es lo que vamos a hacer? El 2015 lo responsable para con la compañía va a revisar nuestra política de inversiones. No vamos a tener capacidad para seguir invirtiendo al mismo ritmo como lo hemos hecho hasta ahora", aseguró el empresario, que es uno de los 12 chilenos multimillonarios que aparecen en el ránking de la revista Forbes, y que tiene intereses en importantes compañías energéticas, de las telecomunicaciones, de construcción y bancos, además de La Papelera (CMPC).

Eliodoro Matte afirmó además que le preocupa "la creencia que se ha transmitido por parte de las autoridades de Gobierno de que las empresas grandes tienen capacidad ilimitada para endeudarse", ya que "eso no es así".

Durante la víspera el ministro de Hacienda, Alberto Arenas, anunció que entre las indicaciones introducidas por el Gobierno al proyecto se incluye un aumento de 10% al impuesto específico al tabaco, que busca recaudar 0,02 puntos del PIB y compensar la menor recaudación con la disminución del impuesto a los alcoholes, como comunicó Cooperativa.

La medida es mirada con suspicacia por los expertos. Gonzalo Polanco, director del Centro de Estudios Tributarios de la Universidad de Chile, consideró "inédito" que mediante impuestos correctivos se intente aumentar la recaudación fiscal.

"El ideal, tratándose de los impuestos al tabaco, por ejemplo, es que el nivel de recaudación sea cero, de modo tal que el impuesto desincentive tanto la conducta que las personas terminen no consumiendo tabaco. Se está mirando el impuesto al tabaco como un impuesto recaudador, y la verdad es que debería ser un impuesto desincentivador", dijo Polanco.

La vocera de Chile Libre Tabaco, María Teresa Valenzuela, consideró, en tanto, que el aumento es insuficiente, pues "se traduce, aproximadamente, en unos 13 pesos el aumento".

"Eso no necesariamente va a significar aumento del precio del consumo de tabaco, que es lo que nos importa desde la perspectiva de la salud pública para poder disminuir el consumo", planteó Valenzuela.

La Presidenta Michelle Bachelet reiteró, en tanto, la disposición a seguir introduciendo mejoras a la iniciativa, pero bajo condiciones.

"Nosotros necesitamos recaudar los recursos; el 3% del Producto Interno Bruto, si de verdad queremos poder mejorar la educación, mejorar la salud, mejorar las pensiones de nuestros adultos mayores. Si alguien considera que tal o cual medida puede afectar a un grupo y propone otra a cambio que recaude lo mismo, estamos disponibles, siempre y cuando no sea una de esas medidas que vayan en contra de la equidad tributaria", expresó.


Volver