Reporte Tributario Nº98 Octubre 2018

Para la aplicación de los impuestos finales de los dueños de las empresas el PdL incorpora modificaciones sustanciales a los regímenes generales de tributación, conteniéndose en el nuevo artículo 14 de la LIR incluso el régimen que reemplazaría al actual 14 ter letra A).

A continuación, se mencionan los principales cambios que incorpora el PdL:

a. Existencia de un solo régimen general de tributación.

A diferencia de lo que existe hoy, el PdL plantea sólo un régimen general de tributación, contenido en la letra A) del nuevo artículo 14 de la LIR. De esta forma, los actuales regímenes de renta atribuida y parcialmente integrado tendrán que migrar a este nuevo régimen, sometiéndose a las nuevas disposiciones permanentes y transitorias que contiene el proyecto.

b. Integración total del IDPC en los impuestos finales.

El nuevo régimen general de tributación será totalmente integrado, es decir, el crédito por impuesto de primera categoría es imputable en un 100% en contra de los impuestos global complementario o adicional, eliminándose de esta forma la integración parcial actualmente vigente en el régimen de la letra B) del artículo 14 de la LIR.

c. Liberación de llevar los registros obligatorios.

En un nuevo número 3) de la letra A) del artículo 14 se establece una liberación de llevar los registros obligatorios por parte de los contribuyentes. De esta forma, las empresas que no generen o perciban rentas a controlar en el registro REX1 quedarán liberadas de llevar los registro RAI2 y DDAN3, limitándose sólo a controlar el registro SAC4.

d. Oportunidad en la cual se define la situación tributaria de los retiros, remesas o distribuciones.

El nuevo régimen que se propone plantea que la oportunidad en la cual se imputarán los retiros, remesas o distribuciones será al término del ejercicio comercial respectivo, criterio similar al que existe actualmente para el régimen de renta atribuida. Sin embargo, se deberán respetar los criterios de cronología, es decir, atendiendo a la fecha en que cada uno de ellos se efectuó.

e. Orden de imputación de los retiros, remesas o distribuciones.

El orden de imputación propuesto por el PdL es similar al actualmente vigente para el régimen parcialmente integrado, agregando dos nuevos conceptos, según se señala a continuación:

(i)  Primer orden de imputación: al RAI.

(ii) Segundo orden de imputación: al DDAN.

(iii) Tercero orden de imputación: al REX, partiendo por las rentas exentas de los impuestos finales y luego por los ingresos no constitutivos de renta y rentas con tributación cumplida.

(iv) Cuarto orden de imputación: A las UBET5.

(v) Quinto orden de imputación: al capital y sus reajustes, hasta la concurrencia de la participación que le corresponda al propietario en el capital.

(vi) Finalmente, cualquier retiro, remesa o distribución que exceda las cantidades antes señaladas se afectará con el impuesto personal que corresponda.

f. Asignación del crédito por IDPC.

El PdL plantea que para la asignación del crédito por IDPC se determine un factor promedio, considerando la proporción que represente la totalidad de dicho crédito en las utilidades netas de la empresa; para estos efectos se considerará como utilidades netas aquellas que figuren en registro RAI, descontado el IDPC pendiente de pago, más el saldo del registro DDAN. Este factor en ningún caso podrá superar aquel que resulte de dividir la tasa del impuesto de primera categoría vigente por cien menos la tasa de dicho tributo; este mismo factor se aplicará en caso que el factor promedio no sea determinable.

Aquellos retiros, remesas o distribuciones que resulten afectos a los impuestos finales tendrán derecho al crédito por IDPC, el cual será asignado con el factor que resulte aplicable según lo señalado en el párrafo anterior, hasta el monto de dicho crédito que se encuentre disponible en el registro SAC.

g. Asignación del crédito por IPE6.

El crédito por IPE se asignará conjuntamente con las distribuciones o retiros de utilidades que resulten afectos a los impuestos finales o las partidas del inciso segundo del artículo 21 de la LIR, según corresponda. La distribución de dicho crédito se efectuará aplicando la diferencia de tasa que se genere entre la tasa del IDPC y la tasa del impuesto adicional o marginal del impuesto global complementario.

Determinada la tasa de asignación de crédito, ésta se aplicará sobre una cantidad tal que, al deducir dicha cantidad, el resultado arroje un monto equivalente al retiro, remesa o distribución o partida del artículo 21, incrementada en el monto del crédito por IDPC, con tope del monto de crédito por IPE que figure en el registro SAC.

h. Cláusula Pyme.

A través de la letra D) del nuevo artículo 14 de la LIR que propone el PdL se incorpora un nuevo régimen de tributación para la micro, pequeñas y una parte de las medianas empresas, el cual reemplazaría al actual régimen contenido en la letra A) del artículo 14 ter de la LIR.

Este régimen se denomina “Cláusula Pyme”, y sus principales características son las siguientes:

(i) Se pueden acoger a este régimen todas las empresas, sin distinguir el tipo jurídico ni la composición societaria de la misma.

(ii) Para acogerse a este régimen las empresas deberán tener un ingreso promedio anual de hasta UF 50.000, y en caso de inicio de actividades su capital propio tributario no podrá superar las UF 60.000. Para el cómputo de los ingresos deberá considerarse aquellos generados por empresas relacionadas en virtud de lo prescrito en el nuevo N° 17 del artículo 8° del Código Tributario, así como también existe la restricción de que el 35% del total de ingresos no puede provenir de las actividades descritas en los números 17 y 2 del artículo 20 de la LIR, participación en contratos de asociación o cuentas en participación y posesión  tenencia a cualquier título de derechos sociales o acciones de sociedades o cuotas de fondos de inversión8.

(iii) La Cláusula Pyme operará de pleno derecho para los contribuyentes que hagan inicio de actividades a partir de la vigencia de la norma, salvo que manifieste querer acogerse a otro régimen de tributación9. Los contribuyentes respecto de los cuales no aplicó la norma de pleno derecho o que hayan iniciado actividades en años anteriores a la entrada en vigencia del PdL, deberán optar al régimen entre el 1° de enero y el 30 de abril del año en que se incorporen a este régimen, dado el aviso respectivo al SII.

(iv) La Pyme estará afecta al IDPC y obligada a acreditar su renta efectiva en base a contabilidad completa, les son aplicables las reglas referidas a la determinación de la RLI y las contenidas en la letra A) del artículo 14, con las siguientes particularidades:

- La tasa del IDPC será de 25%10.
- No les será aplicable el mecanismo de corrección monetaria del artículo 41 de la LIR.
- Aplicará la depreciación instantánea de los bienes del activo fijo en el ejercicio de su adquisición o fabricación.
- Reconocerá como gasto las existencias e insumos del negocio adquiridos o fabricados en el año y no enajenados o utilizados dentro del mismo.
- Estarán liberados de llevar el registro DDAN, quedando obligadas a llevar los demás registros de rentas empresariales en caso de resultar pertinente.
- Opción de considerar sólo ingresos percibidos y gastos pagados para determinar su base imponible afecta a IDPC.

(v) Podrán optar por declarar y pagar el IDPC de la Pyme e impuestos finales de los propietarios en base a propuesta que efectúe el SII. Este mecanismo sólo aplica para Pymes con ingresos brutos de hasta UF 10.000 al cierre del ejercicio anterior11 y siempre que pertenezcan a ciertos sectores definidos por el SII; asimismo, no podrán acogerse las empresas con propietarios personas jurídicas o residentes en el extranjero.

(vi) Utilizarán una tasa de Pago Provisional Mensual Obligatorio12 de 0,25%.

(vii) Para la determinación de la RLI, el SII podrá ofrecer a la empresa una propuesta en base a la información tributaria que posea en sus bases de datos, la que podrá ser aceptada, complementada o modificada con los antecedentes que la empresa estime pertinentes.

i.    Opción de transparencia tributaria.

Se establece un régimen de transparencia fiscal, el cual consiste básicamente en que el resultado tributario de las empresas no se gravará con IDPC y tributará en cabeza de los propietarios de las mismas, no gatillándose la tributación final en base a retiros, remesas o distribuciones, sino que se asignará la renta líquida imponible generada por la empresa a los dueños en base al porcentaje de participación en las utilidades que les corresponda al 31 de diciembre del año respectivo.

Según lo antes dicho, a este régimen de transparencia pueden optar tanto empresas acogidas al régimen general como aquellas sujetas a la Cláusula Pyme, salvo que se trate de sociedades anónimas abiertas.

Las principales características de este régimen son las siguientes:

(i) Podrán acogerse aquellas empresas que declaren su renta efectiva en base a contabilidad completa, cuyos ingresos brutos del giro no superen las UF 50.000 en el ejercicio en el ejercicio en el cual se invoca el beneficio.

(ii) Los propietarios de las empresas deben ser exclusivamente contribuyentes del impuesto global complementario.

(iii)El régimen de transparencia debe mantenerse por al menos dos ejercicios consecutivos.

(iv) Los propietarios de las empresas no tendrán derechos al crédito por IDPC, toda vez que la renta no se gravó con dicho tributo.

(v) Las rentas sometidas al régimen de transparencia tributaria se anotarán en el registro REX, toda vez que habrán completado su tributación con los impuestos a la renta.

(vi) La opción deberá ejercerse hasta el plazo máximo para presentar la declaración anual de impuestos a la renta de la empresa.

(vii) Los contribuyentes que ejerzan la esta opción deberán aplicar una tasa de PPMO de 0,25% a partir del mes siguiente de ejercida la opción.

j.    Contribuyentes no sujetos al artículo 14 de la LIR propuesto por el PdL.

A través de la letra G) del nuevo artículo 14 se establece a qué contribuyentes les son aplicables las disposiciones de dicho artículo, señalando que tales normas no aplican a contribuyentes que, no obstante generar rentas afectas al IDPC, carecen de un vínculo directo o indirecto con personas que tengan la calidad de propietarios y que resulten gravados con los impuestos finales, tales como las fundaciones y corporaciones reguladas en el título XXXIII, del  Libro I del Código Civil, y de las empresas en que el Estado tenga la totalidad de su propiedad13.

 


1 Registro de rentas exentas e ingresos no constitutivos de renta.
2 Registro de rentas afectas a impuestos.
3 Registro de diferencia entre depreciación acelerada y normal.
4 Registro de saldo acumulado de créditos.
5 Utilidades de balance retenidas en exceso de las tributables.
6 Impuestos pagados en el extranjero.
7 Excluidas las rentas que provengas de la posesión o explotación de bienes raíces agrícolas.
8 No se consideran los ingresos por enajenación esporádica del dominio de tales bienes o la cesión a título oneroso de los derechos reales constituidos sobre dichos bienes.
9 Régimen general de la letra A) del artículo 14 o de renta presunta del artículo 34, ambos de la LIR.
10 Según lo señalado en el artículo 20 de la LIR, propuesto en el PdL.
11 Considerando los ingresos provenientes de empresas relacionadas.
12 En adelante, indistintamente, PPMO.
13 Criterio que había sido establecido por el SII a través de la Circular N° 49 de 2016 respecto del artículo 14 de la LIR actualmente vigente.